Consejos y motivos antes de pedir un préstamo

Define el uso del préstamo


Antes de pedir un préstamo es importante hacerse la pregunta “¿Para que lo voy a usar?” ya que partiendo de esa pregunta podrás analizar mejor las instituciones y tipos de préstamo que van con tu necesidad. Por ejemplo, si vas a comprar un automóvil el crédito diseñado para esto es el crédito automotriz. Y aunque puedes obtener un préstamo diferente y utilizarlo para comprar el coche seguramente las condiciones no serán mejores. Como recomendación siempre podrá ser buena idea revisar una guía sobre préstamos antes de pedirlo.

Analiza a quién le vas a pedir


¿Está regulado por la CONDUSEF?

La Comisión Nacional para la Protección y la Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF) es un organismo público descentralizado con personalidad jurídica y patrimonio propio, este tiene como objetivo garantizar una adecuada defensa de los derechos a los usuarios que busquen algún financiamiento legal.

¿Cuanto se cobra de CAT (costo anual total) Promedio

El CAT es una medida del costo de financiamiento el cual es expresado en porcentaje (%) anual con la principal función de ser informativo y de comparación para eventualmente saber si vas a pagar más o menos que otra opción que tengas en mente. Considera que existen instituciones que cobran desde el 30% hasta el 120% como regla general ya que mientras más bajo menos tendrás que pagar.

Requisitos para un préstamo personal, bancario, online, etc.

Revisa bien lo que te vayan a pedir antes de solicitar cualquier préstamo, normalmente puede ser el INE vigente, comprobante de domicilio, comprobantes de ingresos, recibos de nómina o estados de cuenta bancarios, firma de contrato, términos y condiciones.

¿Qué tipo de institución es? (Banco, financiera, fintech, informal)

Es muy importante revisar con quien vas a estar trabajando ya que no va ser el mismo trato de una institución o prestamista a otra, aunque a veces uno quiera fijarse en si le van a cobrar más o menos también hay situaciones que podría ser más conveniente analizar que tan buen trato le darían a uno a la hora hacer un préstamo.

Situaciones innecesarias


Revisa las condiciones

Las condiciones siempre estarán presentes, revisa que tu préstamo no tenga limitaciones que puedan traerte problemas en base a tu meta.

Evita intereses por pago tardío (historial crediticio)

Es clave entender que al momento de pedir un préstamo te estaras comprometiendo a ser el responsable de pagar lo que debes, si no llegas a pagarlo estarás poniendo en peligro tu reputación como solicitante y estarías pagando más de lo anticipado.

No solicites más dinero del que necesitas

Hay muchas veces que se tiene la idea errónea que al pedir un préstamo es por que estamos pidiendo para tener más dinero a nuestro favor, pero la realidad es que uno tiene que verlo como una inversión por lo cual es crucial definir cuánto se necesita verdaderamente.

Evita prestamos con garantia de por medio

Existen préstamos que solicitan de garantía poner un hogar, un auto, un objeto de valor, etc. como una especie de seguro para el prestamista, pero esto puede llegar a ser peligroso o innecesario en el sentido de que se estaría asumiendo un riesgo extra. Es importante analizar el por qué se elegiría esta opción.

Utiliza el préstamo para ahorrar o generar más dinero

Los préstamos no tienen que ser vistos como algo negativo, de hecho en Woko queremos eliminar el tabú de que tener deudas es negativo. Y lograr que los clientes utilicen los préstamos a su favor. Los créditos son una herramienta poderosa con doble filo. Hay muchas formas de endeudarte inteligentemente. Cómo comprar un auto más eficiente en el consumo de combustible. Liquidar tarjetas de crédito y ahorrar dinero en intereses y comisiones. Invertirlo en crecer tu negocio. Trata de evaluar siempre si el préstamo te va generar un ahorro o aumento de tus ingresos.