Cómo hacer tu declaración de impuestos



Cada mes de abril las personas físicas tienen una cita con el Servicio de Administración Tributaria (SAT) para presentar la Declaración Anual para el ejercicio fiscal. En ella deberán informar sobre sus ingresos y las deducciones anuales que hayan hecho por concepto del Impuesto Sobre la Renta (ISR).

Puede parecer un proceso complicado y tedioso, por lo que te presentamos una guía con los puntos clave para presentar la declaración y tener éxito cumpliendo tus obligaciones fiscales a tiempo.

¿Quiénes deben presentar la declaración anual?


Asalariados que:



  1. ● Hayan tenido 2 o más empleadores en el último año.
  2. ● Sus ingresos excedieron los 400 mil pesos en el último año.
  3. ● Recibieron conceptos de indemnización o jubilación.
  4. ● Trabajadores bajo el régimen de honorarios (Servicios Profesionales).
  5. ● Aquellos que cobran rentas o hicieron una venta de un bien inmueble.
  6. ● Quienes realicen actividades empresariales, a menos que tributen en el Régimen de Incorporación Fiscal.

Paso a Paso, ¿cómo declaro mis impuestos anuales?


Si decides realizar tú mismo la declaración anual, sigue estos pasos:



  1. 1. Ingresa directamente a la página web del SAT.
  2. 2. Accede a tu cuenta tecleando tu RFC y contraseña o e.firma.
  3. 3. Llena con cuidado los datos que te solicitan.
  4. 4. Firma tu declaración.
  5. 5. Envíala.
  6. 6. Revisa que el sistema te haya devuelto tu recibo.
  7. 7. Tu proceso se termina aquí si tu declaración resulta en ceros o con saldo a favor.
  8. 8. Si la declaración resultó con la necesidad de hacer un pago, hazlo por medio de transferencia bancaria.
  9. 9. Cuando efectúes el pago, el banco te emitirá un recibo como comprobante. Guárdalo.


¿Cómo me pueden devolver dinero?


Si quieres solicitar un saldo a favor. Deberás presentar deducciones personales. Puedes deducir, por ejemplo:



  1. ● Honorarios médicos.
  2. ● Gastos hospitalarios.
  3. ● Medicamentos.
  4. ● Colegiaturas.

Es muy importante tener en cuenta que estos gastos deben haber sido pagados con tarjeta de crédito, débito, cheque o transferencia.

Las facturas correspondientes que se encuentran listas para deducción te aparecerán ya cargadas al simulador, pues al cumplir con los requisitos ya fueron validadas por el SAT.



Recomendaciones finales


Es un hecho que cualquier persona lo puede hacer pero recuerda que siempre puedes acudir a un asesor fiscal para que te brinde apoyo y guía si no te sientes 100% familiarizado con el proceso.

En materia de impuestos es importante considerar los puntos que te acabamos de compartir para asegurarte de cumplir correctamente con las obligaciones fiscales que te corresponden y así evitar pasar un mal rato.